cURL error 60: SSL certificate problem: certificate has expiredcURL error 60: SSL certificate problem: certificate has expiredcURL error 60: SSL certificate problem: certificate has expiredcURL error 60: SSL certificate problem: certificate has expiredcURL error 60: SSL certificate problem: certificate has expiredcURL error 60: SSL certificate problem: certificate has expiredcURL error 60: SSL certificate problem: certificate has expiredcURL error 60: SSL certificate problem: certificate has expiredcURL error 60: SSL certificate problem: certificate has expiredcURL error 60: SSL certificate problem: certificate has expired Bosque fantasma – Archive ARQ Eure
Close

Bosque fantasma

Maya Lin

New York, USA

Como seres vivos, los árboles también mueren. Pero sin la posibilidad de funerales o entierros, muchos árboles muertos por las diversas manifestaciones del cambio climático quedan en pie, como cadáveres que nos recuerdan la fragilidad de la vida. Esta instalación de Maya Lin trae de vuelta esos fantasmas, un bosque de troncos sin savia ni clorofila como un anticipo de un posible apocalipsis al que nos estaríamos encaminando.

En todo el mundo, el cambio climático está causando la muerte de vastas extensiones de bosques. Se les llama ‘bosques fantasmas’; son asesinados por el alza en las temperaturas, eventos climáticos extremos que les introducen agua salada, incendios forestales, insectos cuyas poblaciones prosperan en temperaturas cálidas, y árboles que son más susceptibles a los escarabajos debido a que están sobreexigidos por estas temperaturas en aumento.

Fig 1. Maya Lin. Bosque fantasma, 2021.
© Maya Lin Studio. Cortesía de Maya Lin & Madison Square Park Conservancy

Fig 2. Maya Lin dentro del Bosque fantasma, 2021.
© Andy Romer. Cortesía de Maya Lin & Madison Square Park Conservancy

Fig 3. Maya Lin. Bosque fantasma, 2021.
© Andy Romer. Cortesía de Maya Lin & Madison Square Park Conservancy

En el suroeste de Colorado, donde mi familia y yo vivimos en el verano, estos bosques asesinados por escarabajos están a nuestro alrededor.
Cuando empecé a pensar en una instalación escultórica para Madison Square Park, sabía que quería crear algo que estuviera íntimamente relacionado con el parque, los árboles y el estado de la tierra.

Al estar más acostumbrada a hacer obras permanentes de gran escala con tierra y pasto, sabía que debía adoptar un enfoque diferente; quería crear algo transitorio y temporal en vez de una obra que se sintiera como una de mis piezas permanentes. Este marco temporal no me es familiar en mis instalaciones al aire libre. Gran parte de mi trabajo artístico se centra en la pérdida de especies y de hábitat, y en los efectos del cambio climático. Pero también en cómo, al proteger y restaurar hábitats, podemos absorber las emisiones del cambio climático y cuidar a las especies. Establecí una fundación sin fines de lucro – What is Missing? – que también se ha centrado en estos problemas durante la última década.

Fig. 5 Maya Lin. Bosque fantasma, 2021.
© Andy Romer. Cortesía de Maya Lin & Madison Square Park Conservancy

Primero consideré traer un paseo de sauces vivo al parque, pero mientras más exploraba y pensaba en esto, menos podía dejar de mirar el bosque fantasma afuera de mi estudio en Colorado, cuya vista da a los bosques nacionales.

Fig. 6 Maya Lin. Instalación del Bosque fantasma en proceso. Madison Square Park, 2021.
© Andy Romer. Cortesía de Maya Lin & Madison Square Park Conservancy

Quería llevar un bosque fantasma al corazón de Manhattan y encontrar los árboles más cerca de Manhattan como fuera posible. Todos los que participamos en el proyecto estábamos preocupados de no traer árboles asesinados por escarabajos para no introducir una nueva especie en la ciudad que potencialmente dañaran los árboles de Manhattan, así que comenzamos a buscar árboles que fueran víctimas de eventos climáticos extremos relacionados con el cambio climático.

Fig. 7 Maya Lin. Instalación del Bosque fantasma en proceso. Madison Square Park, 2021.
© Andy Romer. Cortesía de Maya Lin & Madison Square Park Conservancy

En Pine Barrens pudimos localizar grandes rodales de falsos cipreses blancos muertos por eventos climáticos extremos relacionados al cambio climático, como viento, incendios, aumento del nivel del mar, infiltración de agua salada y malas prácticas forestales. Los falsos cipreses, que alguna vez fueron una especie dominante en la costa atlántica, se han reducido a menos del diez por ciento de su hábitat original. Los silvicultores con los que trabajamos localizaron un área a punto de ser despejada como parte de un proyecto de restauración en tierras privadas del sector. El propietario optó por limpiar los cipreses muertos o comprometidos para permitir la regeneración de los árboles, ya que los cipreses necesitan luz directa para repoblarse.

Fig. 8 Maya Lin. Bosque fantasma, 2021.
© Maya Lin Studio. Cortesía de Maya Lin & Madison Square Park Conservancy

Fig. 9 Maya Lin. Bosque fantasma. 49 falsos cipreses blancos, 2021.
© Rashmi Gill / Madison Square Park Conservancy. Cortesía de Pace Gallery

Nos queda muy poco tiempo para cambiar nuestros patrones de emisión de la crisis climática y cómo vivimos dentro del mundo natural. Quería crear conciencia sobre un exterminio que sucede en todo el mundo. También creo que una solución potencial son las prácticas naturales: cambiar nuestras prácticas forestales, reformar nuestras prácticas agrícolas y ganaderas y aumentar los humedales. Estas soluciones podrían compensar y secuestrar más del cincuenta por ciento de las emisiones mundiales, ayudando a proteger y a garantizar que la biodiversidad de la Tierra incremente y se restaure.

Fig. 9 Maya Lin. Instalación del Bosque fantasma en proceso. Madison Square Park, 2021.
© Andy Romer. Cortesía de Maya Lin & Madison Square Park Conservancy

Fig. 9 Maya Lin. Instalación del Bosque fantasma en proceso. Madison Square Park, 2021.
© Andy Romer. Cortesía de Maya Lin & Madison Square Park Conservancy

Con Conservancy no sólo destacamos los daños del cambio climático, también mostramos soluciones naturales que todos podemos adoptar, las que ayudarían a reducir nuestras emisiones, convirtiendo las prácticas de uso de la tierra de emisoras de carbono a sumideros de carbono. Como parte de la instalación, coordinaremos programas públicos centrados en soluciones basadas en la naturaleza para el cambio climático, destacando, a la vez, la historia ecológica de Manhattan mediante un paisaje sonoro de especies que alguna vez fueron comunes en la ciudad. Por medio de la Natural Areas Conservancy se plantarán más de 1.000 árboles y arbustos en los cinco condados como una clave del proyecto. Nos enfrentamos a una enorme crisis ecológica, pero también creo que tenemos la oportunidad de mostrar lo que se puede hacer para ayudar a proteger las especies y reducir significativamente las emisiones cambiando nuestra relación con la propia tierra.

Maya Lin

Radicada en Nueva York y Colorado, Lin posee títulos de Yale y de la Escuela de Arquitectura de Yale. Es internacionalmente reconocida por su amplio trabajo que abarca instalaciones ambientales, proyectos arquitectónicos y memoriales, así como obras de arte más íntimas. Ambientalista comprometida, Lin ha dedicado una parte significativa de su obra a explorar temas relacionados con el cambio climático, incluido el proyecto web en curso What is Missing? Ha realizado numerosas exposiciones individuales en todo el mundo, con obras en las colecciones permanentes de la National Gallery of Art, el Metropolitan Museum of Art, el Nelson-Atkins Museum of Art, entre muchos otros. En 2009, fue galardonada con la National Medal of Arts y, en 2016, con la Presidential Medal of Freedom.